14 de octubre de 2019

Cochinita Pibil en Slow Cooker



Llevo haciendo Cochinita Pibil en mi olla de cocción lenta desde hace más de un año y no he sido capaz de publicarla hasta ahora, ya me vale!!

La cochinita pibil es un plato típico de la cocina yucateca. La receta se basa en carne de cerdo adobada en achiote que se envuelve en hojas de plátano y se cocina bajo tierra y se cubre de brasas cocinandose durante toda una noche. Pero tranquilos que aquí lo vamos a cocinar en la Slow Cooker o Crookpot, y va a salir al de lujo.

La receta original lleva ingredientes que puede ser algo complicado encontrar en nuestro país, como la naranja agria que vamos a sustituir por una mezcla de zumo de naranja, de limón y vinagre. 

La pasta de achiote es difícil de encontrar pero no imposible y es insustituible. Yo la he comprado alguna vez en Alcampo, y donde no habrá problema de encontrarla es en tiendas latinas o locutorios, también la he visto en alguna tienda online como María La Bonita o en Amazon.

Las hojas de plátano hacen su función ya que van a evitar que la carne se reseque. Yo las he comprado congeladas en una tienda de productos latinos y también la venden en Carrefour en la sección de congelados. Pero se pueden sustituir por una bolsa de asar.

Si usáis bolsa de asar, os recomiendo que no marinéis la cochinita dentro ya que son muy delicadas y se va a romper, lo digo por experiencia. Así mismo, es importante dejar marinando la carne al menos durante 6 horas, y si la tenéis más tiempo, mucho mejor, siempre en la nevera y dentro de un recipiente que consiga dejar sumergida totalmente la carne en la marinada.

He consultado muchas recetas, y muchas de ellas trocean la carne antes de introducirla en la marinada, pero yo he probado así y poniendo la pieza entera, y me gusta más el último resultado ya que la carne sale más jugosa.

Se sirve acompañada de cebolla morada marinada, tomate, aguacate o guacamole. En las fotos veis que he usado cebolla blanca, porque ese día no tenía cebolla morada, pero me gusta más como queda con cebolla morada.

Algunas recetas trituraran los ajos, otras no, yo lo hago sin triturar y además no le añado la manteca. Lo hago así porque es como nos gusta en casa y espero que a vosotros también os guste.



Es una receta perfecta para hacer en Crok-Pot, junto con las carrilladas, es uno de mis platos favoritos en esta olla.

La cochinita la tomamos con tortillas mejicanas, pero también con tostas de pan y como relleno de la pizza. Ya veis que tiene muchos usos. Como sale bastante cantidad, lo que hago es deshilachar la carne, mezclarla con la marinada y congelo. Yo le agrego toda la salsa porque así, a la hora de calentarla no se reseca.

No dejéis de hacerla porque no tiene mucho trabajo y el resultado merece la pena con creces.

Un besazo. 

8 de octubre de 2019

Nuggets vegetarianos con brócoli y boniato.



La receta de hoy es perfecta para un picoteo, para una cena informal o una comida ligera. Nuggets vegetarianos con brócoli y boniato, para chuparse los dedos!!

Yo les he dado una forma más aplanada, como de hamburguesa, pero se pueden hacer más redondeados. Es una receta muy completa que gustará a toda la familia, incluso a los más pequeños de la casa.


Nosotros los hemos acompañado de guacamole y salsa de tomate casera, pero se pueden tomar tal cual, acompañando a una ensalada por ejemplo.

Los he hecho en el horno, aunque estuve tentada de hacerlos en sartén, pero me parece que es más rápido hornearlos, te evitas usar aceite y además las haces todas de una vez.



A mi me salieron 20 unidades, pero dependerá de como los hagáis de grandes. Sí te sobran, puedes congelar o guardar en la nevera y calentar unos minutos en el microondas, darle un golpe de grill o incluso de tostador.

Espero que os guste la receta de hoy!!.
Nos vemos muy pronto, besitos!!

4 de octubre de 2019

Barra Semi Integral. Perfectas para bocadillos.



Rápida y veloz como un rayo vengo con la receta de estas barras semi integrales, perfectas para hacerse un buen bocata.

Ayer me puse con el invento y como salio muy bien, no he querido dejarlo más y aquí os dejo la receta.


La receta es una adaptación de las barras con aceite de oliva, que las repito hasta la saciedad, sobre todo en época escolar, ya que es el pan que se lleva mi hija al colegio. Pero por eso que las hago tanto, quería variar un poco y pensé en agregarle un poco de harina integral de espelta  que también se puede sustituir por harina de trigo integral, el resultado salta a la vista, más que satisfactorio.

Es una receta sencilla, sin masa madre ni prefermento, pero claro eso implica que el pan no os va a durar igual que recién hecho eternamente. Por eso os recomiendo que congeléis lo que os sobre, sí lo quieres para bocatas, congela partido, es lo que yo hago, así se descongela en un periquete. 


En el canal de You Tube tengo la receta de las barras con aceite de oliva, podéis verlo pinchando aquí, el procedimiento es el mismo, lo único que varía es el tipo de harina y que estas llevan un poco más de agua ya que al llevar harina integral, esta necesita más agua. Además yo le he añadido un poco de mijo, pero es totalmente opcional, a Carmen le encanta y me pidió que se lo pusiera. Se puede sustituir por otra semilla (lino, amapola, sésamo...) o simplemente no poner nada.

Espero que os guste la receta de hoy. El próximo martes os compartiré mi otro experimento de ayer, unos nuggets vegetarianos muy muy ricos.

Feliz fin de semana!!!!

1 de octubre de 2019

La rosca de mi abuela


Hola!! Por fin me digno a pasarme por aquí y publicar nueva receta. He estado de vacaciones y algo desconectada, aunque en Instagram no he dejado de compartir muchas cosas, incluido mi viaje a Portugal.

La receta de hoy es todo un clásico, una receta que preparaba mi abuela y que también lo hacía mi madre, pero la que más lo repite es una de mis tías. Yo le he titulado la rosca de mi abuela, porque es como le llamamos en la familia, pero se puede hacer en un molde que no sea redondo obviamente.

Ella lo hacía en un molde metálico con tapa y lo cocinaba en la cocina de butano. Ese molde lo tiene mi madre y mis tias. Es más, hace poco mi tía lo preparó en el molde original. Yo no puedo usar ese molde porque mi cocina es vitrocerámica y tampoco se puede meter al horno porque lleva unas asas de plástico o baquelita.


La receta es más simple que el mecanismo de una piedra, y seguramente estaréis más que hartos de hacerla o tomarla. Pero no podía dejar de publicar una receta que he comido en miles de ocasiones y que tiene un sabor especial que nos encanta a todos en casa.

Además es uno de los bizcochos preferidos de mis hijas y así pueden tenerlo a mano y hacerlo cuando quieran. Muchas veces nos complicamos la vida con las recetas y nos olvidamos de esas recetas de familia que no hay que perder.


Esta receta usa el envase del vaso del yogurt para todas las medidas, así que no os olvidéis de reservarlo y no tirarlo!. Se puede hacer con yogurt de limón o natural. A mi personalmente me gusta hacerlo con yogurt natural sin azúcar y añadirle un poco de ralladura de limón que es más sano y le da mucho más sabor.

Vais a necesitar levadura tipo royal y gaseosas, concretamente dos sobres dobles, es decir , que en total son 4 sobres. Podéis usar la marca que queráis, antes yo solo conocía la gaseosa El Tigre pero ya hay de varias marcas, incluso Mercadona tiene de la marca Hacendado.

El aceite de oliva que sea de un sabor suave tipo arbequina y sino pues aceite de girasol pero a mi la verdad es que no me sabe igual, a parte de que no compro aceite de girasol desde hace mucho tiempo, siempre uso aceite de oliva virgen extra, mucho más sano!!.


Podéis usar unas varillas eléctricas o batir a mano, yo prefiero las electricas porque queda la masa más esponjosa. Soy incapaz de estar 3 minutos batiendo los huevos con el azúcar, además nunca me queda la masa igual de aireada. Lo que no os recomiendo es usar una batidora, para eso mejor batir a mano.

El molde que he usado es de 26 cm de diámetro. También podéis hornearlo en un molde de bundt cake o en cualquier otro molde que tengáis en casa. Incluso como es bastante grande, podéis hacer dos bizcochos más pequeños.

Ya veis que queda una miga muy esponjosa, me chifla esta receta. Espero que también os guste a vosotros.

Besitos!!!!

14 de septiembre de 2019

Mantequilla de cacahuete y cacao casera



Esta receta, sí es que se le puede llamar así, lo tiene todo. Es sana, rica, rápida, sencilla y con tan solo dos ingredientes. Hacer mantequilla de cacahuete y cacao en casa no puede ser más fácil. Lo único que vas a necesitar son tus manos, para pelar los cacahuetes y eso sí, un buen procesador de alimentos o picadora potente para convertir los cacahuetes en mantequilla.

Hace unos meses os enseñé como hacer mantequilla de cacahuete casera, pues se hace exactamente igual pero cuando ya tenemos lista la mantequilla, le agregamos el cacao puro en polvo y batimos unos segundos más para que se mezcle.

De esta manera podéis tener dos recetas en una, ya que sí separáis la mantequilla en dos tarros, a una le agregáis cacao y a la otra no, y ya tenéis mantequilla de dos tipos. 


Os dejo los pasos aquí abajo, y sí queréis ver fotos del paso a paso, os remito a la entrada de la mantequilla sin cacao, que podéis ver pinchando aquí, así no me repito con las fotos.

Podéis hacer la cantidad de cacahuetes que queráis. Yo suelo comprar las bolsas de mercadona que creo que pesan 200 gr. Lo peor es quitar la cáscara y la piel a los cacahuetes, pero siempre se puede pedir ayuda!!

Es importante que sí tu picadora no es muy potente, lo hagas en varias veces para que no se caliente.

Y ya sin más os dejo la receta.
Besitos!


Mantequilla de cacahuetes y cacao.


 Ingredientes:

  • Cacahuetes pelados sin sal
  • 1-2 cucharadas de cacao puro en polvo

Elaboración:


1.- Retirar la cáscara y la piel a los cacahuetes. Podéis hacer la cantidad que queráis.Y comenzamos a picar con un procesador o picadora.

2.- Poco a poco, los cacahuetes irán soltando su propio aceite y empezará a espesar la crema. Conviene remover de vez en cuando para que se trituren de manera homogénea.

3.- Seguiremos picando hasta conseguir una consistencia cremosa..Aunque también depende del gusto de cada uno, sí te gusta encontrar o no pequeños trocitos en la crema.

4. Cuando ya la tengamos lista, agregamos el caco puro en povo y sin azúcar añadido. Mezclamos unos segundos más para que se reparta de manera homogénea.Y ya la tenemos lista.

5. Pasamos a un tarro de cierre hermético y lo guardamos en la nevera para evitar que se ponga rancia.