lunes, 6 de marzo de 2017

Albóndigas de puerro y ternera al aroma de limón



Totalmente sorprendentes estas albóndigas de puerro y ternera al aroma de limón que preparé siguiendo las indicaciones del libro Jerusalén de Yotam Ottolenghi. Son unas albóndigas ligeras que se pueden tomar como primer plato en la comida o como plato único en la cena. 

Son unas albóndigas en las que predomina el sabor a puerro frente a la carne, además el toque de limón es delicioso. Aunque en un principio os puedan parecer chocante, estas albóndigas de puerro y ternera al aroma de limón se convertirán en un imprescindible en vuestra casa.

Este libro lo tengo desde hace unos meses y me tiene fascinada, unas fotos que me encantan, con unas recetas que apetece hacer y que además están muy bien explicadas y con ingredientes que podemos encontrar con facilidad, y sí no es así, te dice el ingrediente por el que se puede sustituir.
Sin duda veréis pronto alguna receta más porque le tengo echado el ojo a más de una, como los buñuelos de acelgas, la ensalada de hortalizas con garbanzos picantes,las berenjenas con chermoula, bulgur y yogur, el arroz al azafran con pistachos y por supuesto el mutabbaq y las galletitas de especias.No me digáis que no se os hace la boca agua!!

Bueno, espero que las hagáis porque os van a gustar fijo, además no son nada complicadas de hacer. Acompañadas de un buen pan casero ya pueden ser lo más.Por cierto, hace tiempo que no publico ninguna receta de pan, a ver sí para el jueves tengo tiempo y os enseño alguna, que tengo unas cuantas pendientes de publicar y ya va siendo hora.

Que paséis buen día!!




Albóndigas de puerro y ternera al aroma de limón


Ingredientes:

  • 800 gr de puerros limpios
  • 250 gr de carne de ternera picada
  • 90 gr de pan rallado
  • 2 huevos 
  • 200-300 ml de caldo de pollo
  • 80 ml de zumo de limón
  • 1 cucharada de perejil picado
  • Sal y pimienta
  • Aceite de oliva para freír

Elaboración:

  1. Cortar los puerros en rodajas de 2 cm y cocer durante 20 minutos aproximadamente, hasta que estén blandos.
  2. Escurrir, dejar enfriar y eliminar los restos de agua con papel de cocina o un paño.
  3. Triturar los puerros con la ayuda de un robot de cocina en trozos pequeños, sin que se deshagan y se conviertan en puré. Se puede hacer a mano, con un cuchillo, cortándolos muy pequeños.
  4. En un bol grande mezclar los puerros, la carne, el pan rallado, los huevos, el perejil picado, una cucharada y media de sal y pimienta al gusto.
  5. Con esta mezcla hacer las albóndigas y dejar reposar en la nevera durante 30 minutos.
  6. En un cazo verter abundante aceite de oliva y calentar a fuego medio-alto. Freír las albóndigas hasta que adquieran un color dorado y dejar escurrir en un plato con papel vegetal.
  7. Colocar las albóndigas fritas en una olla y verter el zumo de limón y el caldo de pollo, deben quedar casi cubiertas..
  8. Llevar a ebullición, tapar la cazuela y cocinar durante 20 minutos. Destapar la cazuela y cocinar 5 minutos más, hasta que casi todo el líquido se haya evaporado.
  9. Se pueden tomar calientes o a temperatura ambiente, acompañadas de yogur griego y espolvoreadas con perejil picado


6 comentarios:

  1. Deliciosas!! Me apunto la receta para probarlas

    Besos

    ResponderEliminar
  2. Me han fascinado. El puerro me gusta mucho, aromatizado con limón es genial y me parece que es una locura meter tanto puerro y tan poca carne, pero seguro que de la mano de Ottolenghi acaba bien... una maravilla.

    ResponderEliminar
  3. Qué buenas! Con puerros tienen que darle un sabor muy bueno! Tomo nota de la idea! Pues solemos tener bastantes puerros de casa que nos regalan y es una manera diferente de prepararlos! Besines

    ResponderEliminar
  4. Me encanta el puerro y estas albóndigas seguro que serían un éxito. Diferentes y pintaza que tienen! Besiños.

    ResponderEliminar
  5. Ni rastro te dejaba en el plato, menuda pintaza tienen las albondigas. Un besazo.

    ResponderEliminar
  6. https://miyomasdulce.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar