jueves, 30 de agosto de 2012

Bizcocho Tricolor


Este bizcocho lo he hecho con la ayuda de mis dos superpinches, María del Mar y Carmen, que han batido con tal energía que el bizcocho nos ha salido lleno de burbujitas. No tenía muy claro si poner la foto... mi girasol lleno de agujeritos, me han dado ganas de bajar a la tienda de la esquina a por una bolsa de pipas para colocarlas por los agujeros, pero como me tenía que ir a trabajar no me daba tiempo. En fin, la proxima vez intentaré que no se pongan a batir como posesas, pero es que las niñas tienen un remango....


Cuando lo he sacado del horno y lo he desmoldado... he tenido mis dudas... tenía un color que nada tenía que ver con lo que yo había metido en el horno....si es que tanto invento al final no puede salir bien. Pero cuando he cortado un trozo para comprobar la obra de arte.... que monada!!!! que colorines!!! dabamos saltitos de alegría las tres!! mi madre quería que me paseara por el barrio enseñándoselo a las vecinas, ji,ji,ji.

Y como el molde me lo había regalado mi tía, que fuese con mi girasol... pero mis hijas no me han dejado salir, mamá no,no, que entonces les tienes que dar un trozo!!! y este bizcocho es para nosotras nada más !!! al final me he llevado un trocito al hospital para que lo probara mi amiga Marta y se lo enseñara a su hija que aun no se ha decidido por la tarta que quiere para su cumple.




Por cierto, el invento en forma de tarta queda de escándalo. Queda pendiente la Tarta Arcoiris para un día de estos.

Bueno, al grano, esta es mi receta pero podéis utilizar cualquier receta de bizcocho, como la del vasito de yogur, yo la hice así porque no tenía yogur.

Los colorantes los encontrais en cualquier supermercado tipo Carrefur, Alcampo, Eroski... Nosotras lo hemos hecho de tres colores, pero sí los mezclais os saldrán muchos más. Dependiendo de la cantidad de colorante saldrán colores más o menos intensos. Nosotras pusimos unas 15 gotas de cada uno, lo mejor es ir añadiendolo poco a poco, pero sin batir demasiado que se llena de aire y luego, pasa lo que pasa.

Ingredientes:

3 huevos
1 brik de nata de cocinar de 200 ml
2 vasos ( de los de agua, nocilla...) de azúcar
3 vasos de harina
1/2 vaso de aceite de girasol
1 sobre de levadura
Colorantes alimenticios: rojo, azul, amarillo



Preparación:

En un cuenco batimos los huevos, añadimos la nata y el azúcar.
Incorporamos el aceite y lo integramos en la masa.

Por último añadimos la harina tamizada con la levadura.

Dividimos la masa en tres cuencos o en tres vasos para que luego nos sea más fácil echarla y no nos chorree por el cuenco ( que fue lo que me pasó a mi, je,je...).

Añadimos el colorante, yo puse 10 gotas del amarillo


15 gotas del azul


y 15 gotas del rojo.


Mezclamos hasta que este totalmente integrado en la masa.
Engrasamos el molde que vayamos a usar, si es de silicona no será necesario.

La primera capa la hice solo son la masa amarilla en el centro y la azul alrededor, para que se pareciera lo más posible aun girasol.


Vamos volcando alternativamente las masas, que vayan cayendo a su amor....yo no las mezcle con la cuchara, simplemente como iban cayendo porque no quería que luego me salieran colores raros al mezclarse.




Y este fue el resultado final.


Introducimos al horno precalentado a 180 grados, calor arriba y abajo, en el centro del horno, durante unos 35-40 minutos, dependiendo del horno , o hasta que al pincharlo con una brocheta esta salga limpia.



La verdad es que nos quedo mono...daba penita comerselo.


Espero que os guste.

1 comentario:

  1. Definitivamente este será el bizcocho para el cumple de Teresa, cubierto de chocolate, por supuesto, y con algun adorno cumpleañero.
    Segun mi hija este bizcocho es especial porque si lo comes con los ojos cerrados todos los colores saben igual, pero cuando los abres cada color sabe diferente.
    Michas gracias Mara.

    ResponderEliminar